Candidatos por «Dedazo»: el PRI

El PRI, se decidió por “El Dedazo”;

Por la Redacción/

DSC_5116El Consejo Político del PRI de Tamaulipas,  aprobó  por “unanimidad” el método de selección de candidatos a diputados federales de mayoría relativa para las elecciones del 2015, y para algunos analistas políticos, no es más que “El Dedazo” a la vieja usanza tricolor.

Ciudad Victoria, Tam.- El Consejo Político del Partido Revolucionario Institucional (PRI) en Tamaulipas, aprobó el método para seleccionar  a los ocho candidatos a diputados federales por mayoría relativa, y que contenderán en las elecciones del 2015.

De acuerdo al resolutivo aprobado por la mayoría de los consejeros políticos en Tamaulipas, se aplicarán dos métodos de selección de  DSC_5117candidatos, por postulación de designación por comisión y por convención de delegados.

Cual “obediente borregada” y con un Pastor nacido en el ambiente de líderes “charros del obrerismo fronterizo,  con un fervor priista que raya en la fanaticada, los consejeros políticos  que los  distritos donde serán elegidos por convención de delegados serán el Distrito II con cabecera en Reynosa; el distrito  IV con cabecera en Matamoros, el distrito V con cabecera en Victoria y el distrito VIII con cabecera en Tampico.

Y mientras que en el ambiente se paseaba el comentario fantasma: “si DSC_5116la vez pasada casi perdíamos las ocho, ahora, mientras no me nombren a mí, que seleccionen al que quiera perder…”, se proseguía con la misma liturgia de esas reuniones priistas, donde se demuestra una vez más que la única ideología de los tricolores es “¡Si,Señor..!, ¡No, Señor!.

Y todos aprobaron que los distritos donde se aplicará el Método de Postulación de Designación por Comisión, serán el Distrito Primero con cabecera en Nuevo Laredo, el de Rio Bravo, el de El Mante y el ex bastión de los petroleros, porque será de la Iniciativa Privada, el Distrito o lo que queda de Ciudad Madero.

DSC_5119El Pastor, que sí parece realmente Ministro de Iglesia Protestante, –porque quiere realmente hacer efectivo “el diezmo” por cada candidatura—reflejaba triunfo, fervor, emoción cuando hizo un llamado a la unidad para ganar las elecciones del 2015, y efectivamente, el PRI tamaulipeco o los priistas norteños, “son un grupo unido, ¡pero de Víboras…!”.

“Con esta convocatoria, el partido contará con mejores candidatos ( ¿Cómo Tomás Yarrington y Erick Silva? ) que deberán demostrar su compromiso y su buen desempeño, su capacidad y su rentabilidad política y electoral, candidatos que estoy seguro prestigiarán a nuestro partido”, dijo cual Cicerón o Demóstenes… nunca se había visto tan DSC_5147más grande orador que despertara tanta emoción, motivación, como “RAFITA”.

Quien sí estuvo ecuánime, prudente en su discurso, fue el  el primer priista del estado, Egidio Torre Cantú, al señalar que “quienes resulten electos en el proceso interno, serán arropados por todos los priistas tamaulipecos y los haremos candidatos ganadores..”

Más adelante, en su discurso improvisado, subrayó:

“Y sé que quienes resulten seleccionados, todos los demás los abrazaremos como sabemos hacer en Tamaulipas, con disciplina, con unidad y con pasión, y que tendremos como única meta hacer lo que nos toque”

Los más de 480 Delegados que abarrotaron el salón Polyforum, más las nuevas mujeres hermosas que paseaban por todo el recinto, además de los nuevos efebos que traen los políticos de moda, aprobaron por unanimidad todos los acuerdos.

Se esperaban una impugnación de grupúsculos minoritarios, delirantes e irresponsables y desacordes al tiempo político que marca el “fortalecido presidente” de Méxco, pero la gran mayoría lo impidió… Como si se hubiera logrado un “mayoriteo” al que están acostumbrados todos los priistas de cepa.

Al final de la reunión y en al atrio del recinto político por excelencia, se dieron muestras de apapacho político: muchos grupúsculos se comían a besos y a abrazos a Alejandro Guevara Cobos; otros ya sabían de que Oscar Almaraz “ya está listo para contender” y que “solo el voto del Gobernador lo puede vetar” y se le abalanzaron.

El que corrió como gacela, desesperado, huyendo de los reporteros, era el alcalde de Reynosa, Pepe Elías. Sabía del momento de tribulación que pasaba su protector Juan Armando Hinojosa Cantú y está consciente que El Tren de Querétaro se lo puede llevar y en su casa lo devuelvan junto con “La Casa Blanca”  de La Primera Gaviota de México.

 

 

A %d blogueros les gusta esto: