Temen despojo ejidatarios, por reforma energética

Prevé dirigente agrario impacto primario  en ejido Margaritas de Altamira

Lidia Rita Bonilla Delgado Mario Alberto Reyes Cantú, Secretario General de  la triple “C”

ALTAMIRA, URBE INDUSTRIAL.-  Preocupa y ocupa a la dirigencia  de la Central Campesina Cardenista en Tamaulipas, el potencial despojo del que están  y serán  víctimas los dueños de la tierra en el ejido José María Luis Mora, conocido como Margaritas,   en Altamira, afectados por “la Ronda Cero” de la Reforma Energética.

Mario Alberto Reyes Cantú, Secretario General de  la triple “C”, explica que buscan acordar y dialogar de manera permanente con el gobierno federal haya una reforma Constitucional que beneficie al campo; aduciendo  que las reformas estructurales recientemente aprobadas, han traído más perjuicio que beneficio para la mayoría.

Recordando que las reformas regresivas implementadas por el Salinismo, principalmente al artículo 27 Constitucional, impactaron severamente al campo sumiéndolo en abandono.

“Lo que hoy buscan las organizaciones campesinas, dijo, desde la triple C, es un acuerdo que pueda beneficiar al sector rural. Uno de los sectores diría yo el más olvidado de este país”.

El dirigente aborda y explica preocupado la desventajosa situación en que se encuentran los ejidatarios de este conglomerado y muchos más, ante los embates que en aras de la Reforma Energética,  beneficia a todas luces a las empresas principalmente extranjeras que ya se interesan por  las dos mil 200 hectáreas del citado ejido, que se encuentra en la vena del hidrocarburo;  mil de ellas, ya  están siendo negociadas, a empresas que anuncian su arribo a Tamaulipas para los próximos dos años, auspiciadas  por la paraestatal nacional  Petróleos Mexicanos,  para explotar los potenciales pozos petroleros ubicados por  Pemex.

Comenta con indignación  la injusta situación a la que serán sometidos los legítimos campesinos que verán sus tierras afectadas por la riqueza del subsuelo; temen se repita la vieja historia de tiempos del porfiriato de expoliación y miedo  donde empresas  como “El Águila” y otras se apoderaron de cientos de hectáreas tras amenazar y someter e incluso eliminar a los  propietarios, al ofrecer irrisorio pago por el usufructo de la riqueza subterránea

“La ronda cero es parte de las injusticias y de los despojos que trae la famosa Reforma Energética, por ejemplo en el Ejido Margaritas donde se va a explorar y que comprende dos mil 200 hectáreas que  vienen en la ronda cero, quiere decir que ese ejido va a desaparecer por completo”, continua.

“Si es que los ejidatarios y ejidatarias no se organizan y defienden su territorio,  porque ya entraron algunas compañías a explorar y en las parcelas que encontraron hidrocarburo ya aparecen a nombre de las empresas”.

Lamenta que la ley de Hidrocarburos este por encima de la ley Agraria, borrando de tajo algunos  articulados como el de la expropiación,  cambiándolo por la servidumbre de paso;  lo que significa una contradicción por lo que entre las acciones que van a emprender en la triple C, es la de acudir a la Suprema Corte para ver la preponderancia de la ley.

“La Constitución establece que las comunidades son las dueñas del territorio de lo que les dio su resolución presidencial, tenemos la ley Agraria que establece la Expropiación por  razón de interés público,  pero por encima de ese manda constitucional  pretenden poner  la ley de Hidrocarburos con las servidumbres de paso,  que es un convenio que se interpreta a modo,  con lo que desmantelaran las tierras productivas”.

Con una analogía explica las afectaciones de los parceleros “El subsuelo era propiedad de la nación, ahora es de los extranjeros; correcto, vas a pasar a lo tuyo, pero para pasar a lo tuyo, me vas a desbaratar lo mío, o sea   la caparable, la que a mí me da el sustento y a mi familia me la vas a erosionar y eso no tiene remedio; eso es lo que vamos a defender jurídicamente  abte la Suprema Corte”.

Y es que explica que la forma en que van a explorar el subsuelo es a través de procedimientos muy agresivos para el terreno,

Los municipios más afectados por la Ley de Hidrocarburos  son  Altamira, Aldama, González, Soto la Marina, San Fernando y en la urbe industrial  los ejidos afectados también  son Ricardo Flores Magón y Francisco Medrano, y otros ubicados por Pemex.

Indicó que los ejidatarios de Margaritas deben unirse  para defender sus tierras o que  estas sean bien pagadas, de lo contrario serán despojadas injustamente para el beneficio de unos cuantos y de inversionistas extranjeros al imponer de manera arbitraria la servidumbre de paso que avala la ley de hidrocarburos.

Por ultimo hace notar que Altamira está atravesado todo por ductos que desde hace 40 años y los afectados nunca han sido indemnizados, por lo que demandan la restitución de las tierras.

A %d blogueros les gusta esto: