CENA DE NEGROS.

 

Marco A. Vázquez

Me cae bien ese viejo…

De esas joyas que pocos se ven en la televisión, el canal de la Universidad Nacional Autónoma de México, la UNAM, transmitió una entrevista con su Rector, José Narro, un hombre que se ve centrado, habla con conocimiento y, sobre todo, con un respaldo académico en sus apreciaciones.

En torno a la televisión un grupo de personas de la más diversa índole, ahí estaban desde quienes tienen estudios universitarios con postgrados hasta señores y señoras que las circunstancias les permitieron apenas cruzar la educación primaria, el tema, ya lo sabe, la juventud, los estudiantes de las universidades, Ayotzinapa, nuestro México.

Palabras más palabras menos, Narro Robles dijo que la juventud tiene la obligación de participar en las manifestaciones pero mostrando siempre respeto, argumentó que la formación social que reciben en las aulas los preparan para ser mejores mexicanos, más participativos, con mayor conciencia social y ninguna movilización debe espantarnos, al contrario, nos debe preparar para hacer lo que nos corresponde y no lo que nos pegue en gana porque tendremos siempre los ojos puestos en nuestro trabajo.

Luego, el Rector, dijo se debe respetar y alentar a los jóvenes en las calles, protestando, presionando a los gobiernos e instituciones cuando las cosas se hacen bien o cuando se hacen mal para que este país cada vez avance a un futuro más alentador, más igual.

Las palabras parecían propias de un hombre de izquierda aunque con mayores argumentos teóricos y un sentido común que espantaba por la crudeza.

Al final de la entrevista, una de esas mujeres con bastante sentido común aunque con escasa preparación académica se levantó de su silla, sin más, soltó unas palabras que quizá son tiempos de que las recojan los políticos.

“Así se debe hablar, claro, y si hay inconformidad pues ni modo que si nos callamos se arregle todo, que se hagan las cosas como él dice”, y cerró, “me cae bien ese viejo”.

Se trata, en ese sentido, de que los políticos entiendan que son tiempos de actuar conforme a los libros, de hacer más participativos a los estudiantes, a los jóvenes, darles mayor certeza sobre su futuro pero siempre en base a lo que ellos busquen y en cómo se preparen.

Si, también se trata de provocar mayor participación de los jóvenes, de los estudiantes, que lean, se apliquen, que le den muestras a la sociedad que están en la escuela con el objetivo final de crear un México más sólido, humano, de respeto irrestricto a las leyes.

Obvio, a los políticos se les acabó el tiempo de actuar por ambición, por el único afán de engrosar cuentas bancarias y el ego de tener un poder sobre el pueblo, se trata pues, de actuar en base a conocimientos adquiridos, a la investigación social, y siempre mirando por el interés común.

El caso es que ayer, aquí en Victoria, el rector Enrique Etienne Pérez del Río también se pronunció sobre el caso de los estudiantes, llamó a la solidaridad, a la tolerancia, ser más participativos, a impulsar un acuerdo que ya tomó la ANUIES en el sentido de que se busque a los 43 desaparecidos.

En entrevista el rector de la UAT igual se hablo de acercar la política a los muchachos universitarios en el entendido de que casi todos son ciudadanos y como tales deben meterse más en los asuntos de la comunidad para que nuestros problemas se diriman en democracia.

En ese sentido queda claro que a donde debemos voltear la vista es hacía las instituciones de educación superior, a las universidades donde se están formando los futuros profesionales, los que un día tendrán en sus manos el destino de muchos de nosotros y sí, ojalá sigan sus directivos en ese mismo canal, de la tolerancia, del respeto, el de fortalecer las instituciones mediante la participación de todos y no por voluntad de unos cuantos.

En otras cosas… con honores fue despedido en Tamaulipas el general César Niño Villarreal quien fuera asesinado la semana pasada, el gobernador Egidio Torre Cantú fue el encargado de presidir la ceremonia y ahí dijo a los tamaulipecos que los esfuerzos por lograr la paz seguirán e incluso serán reforzados.

Durante un breve discurso dijo algo que muchos tamaulipecos estamos obligados a reflexionar,  sobre todo, porque de eso depende nuestro futuro inmediato.

“El general no era tamaulipeco. ¿por qué vino?… porque así trabajamos los mexicanos, somos uno solo, somos hermanos, todos queremos lo mismo: vivir en paz, vivir en armonía, con seguridad, con tranquilidad y aquí en Tamaulipas todos ustedes y muchos hombres y mujeres hacen lo mismo, dan lo mejor que tienen y lo hacen con pasión, con amor, para recuperar este gran Estado que merece mucho más”.

También en asuntos de seguridad la Procuraduría de Justicia del Estado oficializó que será la PGR la que investigue la muerte de los tres muchachos americanos y otro joven mexicano presuntamente secuestrados por el Grupo Hércules que se encarga de la seguridad de la alcaldesa de Matamoros, Leticia Salazar, un acto que vendrá a abonarle a la confianza de que se hagan bien las cosas y sin interés político de por medio.

Les dejo el twitter @gatovaliente para que nos siga, también el correo electrónico y la cuenta de facebook para lo que guste y mande… marcovazquez20001@hotmail.com

A %d blogueros les gusta esto: