NO ESTOY DE ACUERDO EN LO PERSONAL PERO SI LAS AUTORIDADES LO ESTABLECE HAY QUE OBEDECERLO

Por José Gregorio Aguilar

Martes 27 de Julio, 2021

Porque la Biblia establece que las personas deben someterse a las decisiones de las autoridades, el pastor de la Iglesia Luz Para las Naciones, Luis Armando González Isas, opinó que aunque en lo personal no está de acuerdo, pero si el presidente López Obrador determinó que el 30 de agosto se abran las escuelas para el regreso presencial a clases, se tiene que obedecer esa indicación.

     “La autoridad es la que manda y nosotros debemos obedecerlas dice la Biblia y si dice que se abran vamos a obedecer, creo que se trata de un principio de orden bíblico”.

     Sin embargo a título personal, el líder religioso dijo no estar de acuerdo en el regreso a clases presenciales principalmente porque ha escuchado y conocido de muchos casos de contagios entre jóvenes y adolescentes, lo que coloca en un riesgo a la población infantil.

     “Definitivamente esto se ha puesto peor y creo que también la culpa la tenemos nosotros los ciudadanos”.

     Pero insistió en el hecho de que la cita bíblica es perfectamente clara en cuanto a que los ciudadanos deben obedecer a los gobiernos y en ese sentido, se deberá atender la indicación que el presidente  dio, respecto a la reapertura de las escuelas.

     No obstante, confió en que Dios dará sabiduría a los directivos y maestros para que cumplan de la mejor manera con todos los protocolos y las medidas que se tienen que respetar para prevenir contagios del Covid-19, empezando por el hecho de que la tercera parte de un grupo tome clases determinado día y así sucesivamente.

     “Creo que si lo hacen debe ser gradual, que no haya gran cantidad de niños porque ellos en un momento dado ya reunidos y juntos solitos no se van a cuidar, se van a quitar el cubre bocas, se van a descuidar”.

     Comentó que el tema de regreso a clases presenciales es polémico debido a que la  sociedad está muy dividida ya que por una parte muchos padres de familia se oponen pero otros están de acuerdo en enviar ya a sus hijos a clases.
A %d blogueros les gusta esto: